¿Cuáles son los alimentos que más perjudican a tu estómago?

Un sistema digestivo saludable comienza por una buena dieta. Comer variado mejora la digestión, pero también sabemos que puede ser difícil tomar buenas decisiones que respalden tu salud si no conoces los efectos que ciertos alimentos pueden tener en el cuerpo.
Si conoces la importancia de la salud intestinal, sabrás que tener un buen equilibrio en este ecosistema de bacterias es absolutamente clave para una salud y bienestar físico y emocional. Por lo tanto, con el fin de brindarte toda la información que necesitas, nombramos algunos de los peores alimentos para tu estómago.
Gluten. No tienes por qué ser celíaco para que el gluten cause estragos en tu estómago. Esta proteína da una buena textura a los alimentos, pero estudios en animales han encontrado que el glifosato puede matar a las bacterias intestinales beneficiosas, lo que permite que los agentes nocivos prosperen.
Azúcar. Probablemente no te sorprenda; todos estamos muy de acuerdo con la idea de que el azúcar no es lo mejor para el cuerpo. Pero, ¿por qué es tan malo para el estómago? Bueno, al igual que tú, las bacterias tienen que alimentarse y obtienen sus nutrientes a base de la comida que consumes. Y mientras que algunos alimentan a las bacterias buenas, otros, incluido el azúcar, alimentan a los malos.
Alimentos fritos y procesados. Lo más seguro es que ya sepas que los alimentos fritos y procesados no son lo óptimo para una dieta saludable. Pero, ¿sabes por qué? Entran en esta lista por la misma razón que el azúcar: se descomponen en componentes que alimentan a las bacterias menos hospitalarias en el intestino, sin mencionar que tienen otra serie de efectos perjudiciales en la salud.
Lácteos. Algunas personas son más tolerantes que otras a la lactosa, pero varias investigaciones han demostrado que una dieta en este tipo de productos tiene efectos significativos sobre el microbioma intestinal.
Soja. Podrías pensar que la soja forma parte de comidas más saludables. Después de todo, muchos de los alimentos que consideramos beneficiosos para la salud están hechos con él, y es un sustituto increíblemente óptimo de la carne. No obstante, la mayor parte de la soja que se consume hoy en día está genéticamente modificada y se procesa de manera que hace que sea menos ideal para nuestro estómago.
Carne procesada. Si bien la carne roja es una gran fuente de hierro e innumerables propiedades beneficiosas para nuestra salud, las dietas a base de carnes procesadas pueden ser perjudiciales para el estómago; son muy ricas en calorías y grasas saturadas.
Alcohol. No es solo tu hígado quien sufre los efectos secundarios de una bebida alcohólica. El alcohol lleva consigo muchas calorías, y beber también puede ralentizar los procesos de quema de grasa de tu cuerpo. Una o dos copas -después de haber comido, por supuesto- es inofensivo, pero si te haces al hábito es posible que comiences a ver los efectos en tu estómago.
Refrigerios salados. La sal en cualquiera de sus formas es el gran culpable de la grasa acumulada en el vientre, sobre todo porque hace que el cuerpo retenga mucha agua. Los refrigerios salados como las patatas fritas contienen muchos aceites hidrogenados que llenan el estómago de grasas nocivas.
FUENTE . ECODIARIO

Reacciones:

0 comentarios:

LO MAS LEIDO