Láser para rejuvenecer una sonrisa

Con este tratamiento se puede hacer una especie de "lifting" en el área y hasta recuperar la definición perdida de los labios.



Lo primero que el doctor Vinicio Porres realiza en la persona que quiere darle una apariencia más joven a su rostro es examinar sus dientes, a fin de cuentas su primera pasión sigue siendo la odontología, a pesar de que la especialización que hizo en técnicas láser lo ha llevado a otros campos de acción. “Es solo lógico, la sonrisa es el complemento perfecto para dar más vida al rostro, por eso recurrimos primero a hacer una limpieza completa de los dientes, después viene un blanqueamiento profesional. Claro, antes reparamos cualquier pieza que lo amerite con carillas de porcelana, o coronas, revisamos que la mordida esté bien, que no haya dientes desgastados, en fin, cualquier detalle que sea necesario corregir”, comenta Porres, quien una vez concluido el trabajo dental procede al tratamiento con láser alrededor de la boca.

“Pasados los 30 años, las orillas de los labios empiezan a hacerse cada vez más difusas, con el láser podemos no solo redefinir esas orillas, sino incluso engrosar los labios, justo como está de moda. Y es mejor que un relleno porque es natural, no tiene ningún efecto secundario, y dura más”, agrega.

Después habrá que hacer un estiramiento del surco nasogeniano, o sea la parte del rostro que sale de las alitas de la nariz y llega hasta la barbilla. El efecto "lifting" del área se logra aplicando láser en la parte interna de la boca en áreas muy específicas. “El paciente no siente absolutamente nada durante el procedimiento, el cual debe aplicarse tres veces, una vez cada tres semanas. Su efecto tendrá igual una duración de alrededor de año y medio, dependiendo de los hábitos de la persona”, continúa Porres, quien advierte que el tabaquismo puede reducir los efectos del tratamiento. La gran ventaja de este proceso, además y por supuesto de que no tiene ningún efecto sobre la salud, es que la persona no cambia, no existe el riesgo de que su expresión termine siendo otra que la suya propia, solo que rejuvenecida. “El láser funciona porque produce un calor que origina la contracción inmediata de los tejidos en contacto con el mismo, es justo un principio físico. De hecho, el procedimiento se hace cada tres semanas, porque ese es el tiempo que los fibroblastos necesitan de estimulación para que se produzca colágeno, la sustancia que estimula la adhesión de todas las estructuras del cuerpo”, dice el especialista. Cada sesión dura entre quince minutos y media hora y su precio es bastante accesible, al menos mucho más que una cirugía plástica. El paciente puede hacer únicamente el tratamiento con láser si no quiere pasar antes por el trabajo dental, aunque lo ideal es lograr una sonrisa integral. Vale decir que el surco alrededor de la boca será más profundo si el paciente ha perdido alguna pieza dental. El tratamiento no se recomienda para quienes ya se hicieron una cirugía plástica o de hilos rusos, ni para quienes ya se han aplicado botox. La edad ideal para recibirlo es entre los 30 y los 55 años.

Con otro tipo de láser, que nada tiene que ver con el que se usa para estiramiento, se pueden eliminar las arrugas alrededor de los ojos y la frente. Este procedimiento se conoce como ‘resurfacing’ y también está disponible en Laser Care. El mismo tampoco tiene ningún efecto nocivo o secundario.


Fuente: ( el periodico)

0 comentarios:

LO MAS LEIDO

loading...