Ventanas inteligentes: la opción obvia para los edificios del futuro

Consorcios de investigadores de toda Europa se afanan por dar forma a diseños nuevos de ventanas inteligentes que contribuyan a abaratar la factura energética, tanto en los edificios de nueva construcción como en los que se someten a obras de retroadaptación. En ello está en juego asegurarse una posición ventajosa en un mercado al alza —en el caso de los fabricantes— y cumplir el objetivo de reducción de emisiones de CO2 —para la UE en conjunto—.
Ventanas inteligentes: la opción obvia para los edificios del futuro
Al diseñar y proyectar edificios que sean eficientes en materia de energía, uno de los aspectos más determinantes es el que concierne a las ventanas. Se calcula que en Europa el 4 % aproximadamente del consumo energético total se debe a la pérdida o ganancia no deseada de calor a través de las ventanas.


Para el sector de la construcción, un reto primordial pasa por cerrar esa fuente de gasto, y con ese objetivo se trabaja denodadamente en esta industria. La primera etapa de la evolución tecnológica al respecto consistió en pasar de ventanas de vidrio único a vidrio doble, y más recientemente a vidrio triple. Este cambio supone de por sí un paso de gigante, pero la verdadera revolución está aún por llegar a este mercado: las ventanas inteligentes, concepto que se sustenta en unas novedosas tecnologías que facilitan el control o almacenamiento de la luz y el calor que llega del exterior y que muy pronto representará un elemento «sine qua non» para todas las entidades del sector.
Según un informe publicado recientemente por Research and Markets, para 2024 ascenderá a 580 millones de euros la facturación a nivel mundial correspondiente a las películas y vidrios electrocrómicos, esto es, dotados de un recubrimiento especial regulado por un conmutador manual y capaz de eliminar hasta el 98 % de la radiación solar. Esa cifra colmaría con creces los 650 millones de euros si sumáramos otras tecnologías de ventana inteligente como las fotocromáticas, las termocrómicas, SPD, PDLC, de hidrogeles, de píxeles y de micropersiana. Estos datos llevan a plantear una cuestión fundamental: ¿está lista la industria de la UE, desde la perspectiva tecnológica, para asumir una porción sustancial de este mercado en alza?
Hace ya unos años que la UE empezó a tender la mano a entidades del sector para asegurar que estén listas cuando llegue el momento. Este Results Pack de CORDIS repasa algunas de las tecnologías más apasionantes de entre las desarrolladas en este marco. Abarca tecnologías avanzadas de elaboración de láminas electrocrómicas, materiales ligeros, vidrios cuádruples, técnicas de recolección de energía y métodos innovadores de aislamiento y eficiencia energética.
Fuente: Cordis


0 comentarios:

LO MAS LEIDO

loading...